domingo, 12 de julio de 2009

CUANDO LOS PENSAMIENTOS DAN MIEDO

Al no haber recibido una educación donde se incluyera una asignatura sobre el conocimiento de la mente humana, las personas son unas desconocidas frente a sí mismas. Esto quiere decir, que la mente, a veces juega malas pasadas, porque funciona de una manera que no puede ser controlada. Su funcionamiento es de 24 horas: mientras estas despierto, no para de producir pensamientos, frases, ideas, alucinaciones, fantasías y cuando duerme, produce sueños.
Toda personas alguna vez ha experimentado pensamientos o impulsos que le han asustado: coger un cuchillo y pensar en clavárserlo a un amigo, a un hijo, al padre, a la madre, al hermano. Ver una ventana o pasar por un puente y arrojarse al vacio o acercarse a los railes del metro o del tren y pensar en tirarse o empujar a alguien. Estar un lugar sagrado y tener ganas de gritar y blasfemar. Ir conduciendo y pensar en atropellar a una persona. Estar con un amigo y tener el deseo de acostarse con él sabiendo que uno tiene pareja o está casado. Entrar en un comercio y tener la idea de robar.
¿ Pensamientos comunes ?. Son pensamientos que aparecen con más frecuencia de lo que pensamos. Pensamientos que asustan y que pueden hacer perder el control debido a la intensidad y frecuencia de los mismos. Este tipo de ideas, suelen encubrir otro tipo de deseos. Digamos que ninguna madre quiere matar a su hijo, ni robar en el super, tampoco tirarse al metro o empujar a alguien a las vias del tren. Lo que es cierto, es que algún sentido tienen este tipo de ideas o pensamientos.
Cuando aparecen en la conciencia es porque en algún lugar se han generado. Este tipo de pensamientos suelen estar disfrazados y esconden algo. La manera de entenderlos es psicoanalizándolos. Porque tienen un sentido siempre inconsciente y la única manera de estar tranquilo frente a ellos es comprendiéndolos. La importancia del psicoanálisis es esta: trabajando sobre la salud mental se evita llegar a la enfermedad mental.