domingo, 2 de mayo de 2010

¿ PADECES DE FOBIA SOCIAL ?

Cuando una persona tiene dificultad para crear nuevas relaciones, le cuesta estar en público, rechaza las reuniones familiares, sociales, etc., pueden estar padeciendo una fobia social. Detrás de la palabra fobia, se esconde un miedo o temor a relacionarse con los otros. Este miedo impulsa a la persona a huir o no querer encontrarse en situaciones que lejos de agradarle, pueden ocasionarle angustia o ansiedad. La fobia social es fácil encontrarla en el trabajo, en la calle, con la familia y con nuevas relaciones. En el trabajo, vemos cómo la persona fóbica huye de relacionarse con los compañeros, evita toda acción que no sea propiamente laboral, no va a reuniones, cenas, desayunos, etc. Se limita a su trabajo y su actitud suele ser la de un ostracismo llamativo. Cuando se rehuyen los encuentros familiares, también se puede estar padeciendo una fobia social. La fobia es un rechazo a los otros. Detrás de este rechazo, se esconde un complejo mecanismo de defensa hacia las persona, pues de lo que el fóbico se defiende es de él mismo, pues muchas personas sienten la llamada de ciertos deseos inconscientes que pueden provocarle cierta perturbación en la conciencia. Entonces, la manera de no enfrentarse a la aparición de dichos deseos es no poniéndose en contacto con otras personas. Realmente, el fóbico de quien huye es de sí mismo, de sus deseos, de su manera de sentir, amar, desear pues cree que puede llegar a perder el control de sí mismo y por eso rechaza toda ocasión que lo pueda hacer vulnerable frente a la existencia de sus deseos inconscientes. Las fobias sociales, acaban dañando a la persona porque la van aislando cada vez mas de la familia, de los compañeros, de las relaciones y terminan por ser unos solitarios que suelen vivir encerrados permanentemente. Esta actitud puede acabar produciéndoles serios problemas psicológicos con el paso de los años. La soledad, no deja de ser una manifestación de la fobia social.